Lunes

Led Zeppelin, Good times, Bad times, Led Zeppelin (1969)

Mi hermano Vito me envía este párrafo sobre fonética de un libro de simbología que está leyendo. Se acordó de mis frikimovidas:

Transcribimos la definición del simbolismo fonético dada en el ritual mitraico, con ideas que proceden de la tradición egipcia y a las que se alude en el libro de los muertos:
“…y la palabra, que es fundamentalmente un fenómeno acústico, tiene más valor como sonido que como expresión de una idea, ya que el sonido contenido en ella y que de ella emana en determinadas vibraciones es la modulación del hálito cósmico; pronunciar en el justo modo una palabra sintonizándola, por así decirlo, con los diversos ritmos del cosmos, significa restituirle su elemental poder”. En la tradición hindú se alude con frecuencia al sentido concreto de letras (como sonidos) y sílabas o palabras.
Al examinar el sentido de las voces
makara y kumara, defínese la significación concreta de cada sonido (la Rrr es la onometapeya del trueno, simboliza el poder creador; por eso la mayoría de los verbos incluyen esta letra en casi todos los idiomas. Ma alude a la materia, etc.) en la silaba Om (aum) los hindúes y tibetanos ven concentrada toda la esencia universal
(A, principio; U, transición; M, final, sueño profundo, final). Esta creencia mística en el poder fonético per se llevo a los gnósticos y creyentes de mitra a la inclusión de pasajes carentes de sentido literal en sus fragmentos rituales y recitados, suerte de música simbólica actuante solo por el poder del sentido de lo fonético.

Interesante.
No sé si habéis probado el sencillo ejercicio de repetir tu nombre de pila hasta que pierde su sentido y sólo es sonido. Creo que con el nombre de pila es más sencillo, porque es quizá la palabra con menos sentido que se pueda encontrar.

También he echado un vistazo a la web de este artista que me recomienda Vito: BLU

 

La poeta Estel Juliá me escribe para decirme que ha subido a su blog las notas que utilicé en la presentación de La Cámara de Niebla, de Al(fonso Xen.) Rabanal. En realidad no utilicé las notas (las había empezado a escribir el día anterior, cuando me puse nervioso y las llevé, inconclusas, para no usarlas), así que cuando Estel me las pidió y le dije que sí, hice una especie de resumen completo de esas notas inacabadas dándole cierta forma de reseña. Podéis leerlo aquí, en esta entrada del blog de Estel.

 

Este fin de semana ha sido intenso. Ayer estuvimos viendo un rato a La Banda Trapera del Río en la Plaza Nueva. Sólo nos quedamos unas canciones, pero hubiéramos estado más: tope histriónico y macarra y mucha actitud. “¡¡¡Joven!!! ¡¡¡Viejo joven!!!”

El sábado estuvimos en la gran fiesta de arroces del mundo, en la plaza del Corazón de María, de San Francisco, donde lo pasamos de coña. Aquí un par de vídeos de la edición del año pasado.

Y el viernes, viendo a Eureka Hot 4 y a Cápsula. Muy profesionales ambas bandas –demasiado para mi gusto en el caso de Cápsula, para ser franco- y acojonante el concierto de Eureka Hot 4, sin una gota de sobreactuación y trayendo lo que hay que traer desde el otro lado. Una muy grata sorpresa. He ido a ver tocar varias veces a Sergio Llanos (con Atom Rhumba y con Uzi trio) y este ha sido sin duda el mejor concierto de todos ellos. Tremendos los Eureka. Yo no me perdería a este grupo.

Y nada más. Que esto va a parecer un diario.

The Cure, Seventeen Seconds, Seventeen Seconds (1980) 

6 comentarios

  1. Vengo de En el andén, ¡enhorabuena!, buen trabajo, muy bueno, mucho concepto eso sí, pero quizá sea necesario para poder desgranar La cámara de niebla, que por cierto, excepto tú, nadie se atreve, es difícil.

  2. Gracias, Alfaro. Sí que quedó un poco rudo y conceptuoso en la forma pero creo que la síntesis es suficientemente buena.

  3. Lo del concepto no lo decía en plan “peyorativo”, el concepto es necesario para explicar, para entrar o llevar a otros, además si lo has relacionado con otro tipo de literatura, alejada en el tiempo y geográficamente…, está claro que es porque has visto una corriente subterránea y en cierto modo universal.

  4. Sí, no pensé que lo dijeras en ese plan. Además, yo no soy anti intelectual, pero sí muy perfeccionista. Rara vez me quedo del todo satisfecho.
    Saludos.

  5. Llevaba unos días recordándome: escríbele, escríbele. Pero siempre se me pasa. Ahora me he acordado y he dicho, ahora o nunca: al hilo de lo que publicabas sobre tu hermano, Vito, quería decirte que leas una entrevista al cantautor Andrew Bird en el Rockdelux 271 de Marzo 2009, páginas 42-43, si no lo consigues, te lo dejo yo. Bird es un compositor, con aire folky, pero bastante postmoderno, en sus discos más antiguos había una canción “Fake Palindromes” que era acojonante. En la entrevista, le preguntan: tu forma de jugar con las palabras parece más importante que el significado de las mismas, como si la sonoridad se impusiera al contenido. Muchas de sus letras son incomprensibles, inventa palabras retorcidas y curiosas o juega con su musicalidad. He pensado que te interesaría. Por fin, hecho! Ale, agur.

  6. Aupa, Txapa. Gracias por la referencia. Mikel Laboa también hacía eso algunas veces. La verdad, yo lo he hecho muy a menudo también. Es tan limitado el lenguaje en su sentido.
    Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: